ACCESO AL CAMPUS

Idioma

La Bolsa de Londres y la alemana Deutsche Boerse acuerdan su fusión

La Bolsa de Londres (London Stock Exchange) y la Bolsa de Frankfort (Deutsche Boerse) han llegado a un acuerdo formal para su fusión "entre iguales" que permitirá crear un grupo global en Europa.

Con esta fusión se creará el mayor operador del mercado europeo y el tercero del mundo, sólo por detrás de los grupos CME Group, formado por los cuatro mercados principales de futuros, CME, CBOT, NYMEX y COMEX, e ICE, formado entre otros por la NYSE, Amex y Euronext (Ámsterdam, París, Lisboa y Bruselas).

 

 

Será una fusión en acciones.

La fusión será un acuerdo estructurado en acciones, de manera que los accionistas de la LSE recibirán el 45,6% de los títulos del grupo combinado, mientras que los inversores de la alemana percibirán el 54,4%.

Al estructurarse solo en acciones, los accionistas de LSE recibirán 0,4421 nuevos títulos por cada uno de los suyos y los de Deutsche Boerse obtendrían una acción por cada una de las suyas.

 

Se mantienen las dos plazas.

El nuevo gigante tendrá su sede principal en Londres. Por debajo, seguirá existiendo la LSE y Deutsche Boerse como filiales con sus propios consejos, manteniendo el control sobre sus actuales negocios operativos en sus respectivas plazas financieras.

Por tanto, todos los negocios dependientes de cada una de las Bolsas seguirían operando bajo sus denominaciones actuales y al amparo de su actual marco regulador.

 

 ¿Qué razones llevan a esta fusión?

Existen varias razones, pero podemos resumirlas en dos. En primer lugar tendríamos razones puramente económicas, ya que aunque las dos bolsas seguirán funcionando de forma autónoma, la integración permitirá a ambas partes unos ahorros anuales cifrados en 450 millones de euros, según la información que han facilitado al público, mientras que la facturación conjunta podría llegar a los 4.000 millones.

Y en segundo lugar, la reticencia de Londres a terminar sus relaciones económicas con el resto de Europa aunque los ciudadanos ingleses decidan salir de la UE el próximo mes de junio. De esta forma,  y aunque un resultado negativo del referéndum tendrá repercusiones en la fusión, teniéndose que mover parte de las operaciones de Londres a la Europa continental, la fusión supone una clara declaración de intenciones sobre el posicionamiento del sector financiero ante el Brexit.

 

¿La fusión es “en firme”?

No. Todavía quedan puntos pendientes para que termine de materializar la fusión entre las dos entidades.

El primer punto pendiente es la aprobación de la fusión por parte de las autoridades europeas de defensa de la competencia y por los accionistas de ambas compañías.

El segundo es la posibilidad de que se presenten ofertas superiores por parte de terceros, en especial por parte de ICE o incluso CME, que quieran impedir la fusión de las bolsas europeas.

Habrá que estar pendiente durante los próximos meses para ver si finalmente se hace efectivo este acuerdo de fusión.

Añadir nuevo comentario

Contacto

Cursos de trading, bolsa, análisis chartista, indicadores técnicos y fondos de inversión